DíPTICOS INFORMATIVOS PARA PADRES Y MADRES SOBRE EL RIESGO DEL HUMO Y EL DE TABACO EN EL EMBARAZO

Sensibilización del Día Mundial sin Tabaco que cada 31 de mayo


Imagen del articulo

La Consejería de Sanidad, a través de la Dirección General de Salud Pública, ha editado materiales informativos dirigidos a las mujeres embarazadas y a los padres para concienciar sobre el factor de riesgo que supone el humo y el consumo de tabaco.

Bajo el lema 'El embarazo, un buen momento para dejar de fumar' y 'Ser padre, un buen momento para dejar de fumar', el objetivo es informar sobre las principales patologías asociadas al consumo de tabaco durante el embarazo, resaltar la importancia de dejar de fumar, evitar la exposición al humo de la embarazada e implicar al padre en el abandono del tabaco. Además de los beneficios para la mujer embarazada, para el bebé y para el padre, los dípticos informativos destacan que durante el embarazo no es suficiente con reducir el consumo de tabaco y que fumar poco durante el embarazo ni reduce la ansiedad, ni reduce el riesgo para la madre y el bebé.

Los bebés expuestos en el útero a las toxinas del humo de tabaco, a través del tabaquismo materno o de la exposición materna al humo ajeno, experimentan con frecuencia una disminución del crecimiento de los pulmones y de la función pulmonar. Los niños pequeños expuestos al humo de tabaco ajeno corren el riesgo de agravamiento del asma, la neumonía y la bronquitis, así como infecciones frecuentes de las vías respiratorias inferiores.

La exposición al humo ambiental de tabaco se asocia a una importante carga de morbilidad y mortalidad para la población, y necesario señalar que niñas, niños y embarazadas constituyen grupos de especial riesgo. Se estima que el número de muertes atribuibles al humo ambiental en España ascendió a 1.028 fallecimientos en 2011.

La difusión de estos documentos informativos se realizará en todos los centros sanitarios y están disponibles para organismos y entidades interesados que quieran colaborar en esta campaña. Se trata de una iniciativa que se enmarca dentro de las acciones de sensibilización del Día Mundial sin Tabaco que cada 31 de mayo celebra la Organización Mundial de la Salud, que este año se centra en el tabaco y la salud pulmonar.

También se recuerda que cualquier persona que quiera dejar de fumar puede solicitar atención en su centro de salud o ser derivada a la Unidad Especializada en el Tratamiento del Tabaquismo del Servicio Cántabro de Salud.

Junto a estos dípticos editados sobre el riesgo del humo y el consumo del tabaco durante el embarazo, la Dirección General de Salud Pública tiene previsto volver a distribuir otros materiales informativos sobre 'Mitos del tabaquismo', 'Motivos para dejar de fumar', la importancia de la patología cardiovascular en las personas fumadores con 'El tabaco rompe tu corazón', 'Aprendiendo a vivir sin tabaco', o con información sobre la contaminación producida por las colillas de tabaco con '¿Sabes lo que fumas?¿Y lo que contaminas?'.

Día Mundial sin Tabaco 2019

El 31 de mayo de cada año, la Organización Mundial de la Salud (OMS) celebra el Día Mundial Sin Tabaco. La campaña anual es una oportunidad para concienciar sobre los efectos nocivos y letales del consumo de tabaco y la exposición al humo de tabaco ajeno, y para disuadir del consumo de tabaco en cualquiera de sus formas.

El Día Mundial Sin Tabaco 2019 se centra en «el tabaco y la salud pulmonar». La campaña está dirigida a concienciar sobre las consecuencias negativas para la salud pulmonar de las personas que tiene el tabaco, que van desde el cáncer hasta enfermedades respiratorias crónicas; y sobre el papel fundamental que desempeñan los pulmones para la salud y el bienestar de todas las personas.

La salud pulmonar no se logra simplemente por la ausencia de enfermedades, y el humo del tabaco repercute de manera importante en la salud pulmonar de los fumadores y no fumadores en todo el mundo. A nivel mundial, se calcula que 165.000 niños mueren antes de cumplir 5 años por infecciones de las vías respiratorias inferiores causadas por el humo de tabaco ajeno. Los que viven hasta la edad adulta siguen sufriendo las consecuencias para la salud de la exposición al humo de tabaco ajeno, ya que las infecciones frecuentes de las vías respiratorias inferiores en la primera infancia aumentan significativamente el riesgo de desarrollar EPOC en la edad adulta.

La medida más eficaz para mejorar la salud pulmonar es reducir el consumo de tabaco y la exposición al humo de tabaco ajeno. Sin embargo, el conocimiento entre amplios sectores del público en general y, en particular, entre los fumadores sobre las consecuencias del tabaquismo y de la exposición al humo de tabaco ajeno para la salud pulmonar de las personas es escaso. A pesar de las sólidas pruebas de los daños del tabaco para la salud pulmonar, el potencial del control del tabaco para mejorar la salud pulmonar sigue siendo subestimado.

Saber más sobre este tema

Si te ha resultado interesante, conoce todo sobre el Tema:

sensibilización del Día Mundial sin Tabaco que cada 31 de mayo

Informar sobre el tema

Si deseas escribir algo más sobre este tema, pulsa el siguiente botón

Escribir sobre esto
  0 comentarios

Este artículo no tiene comentarios

Utilizamos cookies propias para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web.
Al pulsar el botón "ACEPTAR" consiente dichas cookies. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en Más información.
ACEPTAR | Más información